Dissidents in Cuba
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for new servers. Thank you.
Calendar
Categories
Archives

Ni un muro más alrededor de Cuba

Ni un muro más alrededor de Cuba
¿Qué mandatario le pedirá a Castro que no impida la entrada a la Isla de
aquellos que critican o se oponen al régimen?
Martes, marzo 7, 2017 | Orlando Freire Santana

LA HABANA, Cuba.- De no haber sido por el interés de las pequeñas
naciones del Caribe de beneficiarse con el proyecto de Petrocaribe,
impulsado por Venezuela en el contexto de la Alianza Bolivariana para
los Pueblos de Nuestra América (ALBA), es muy probable que ese mecanismo
de integración no hubiese crecido más allá de sus cinco miembros más
prominentes: Venezuela, Cuba, Bolivia, Nicaragua y Ecuador.

No sería muy difícil hallar un denominador común entre ellos: la
aspiración de sus gobernantes de perpetuarse en el poder. Ahí tenemos
los casos de Nicolás Maduro, Evo Morales y Daniel Ortega. El primero
postergando el referendo revocatorio que le exige la mayoría de los
venezolanos; el boliviano insistiendo en que le permitan una nueva
postulación presidencial; y el nicaragüense ya con la reelección
indefinida en el bolsillo.

Con respecto a Ecuador, el partido Alianza País estaría pensando en una
variante suramericana del enroque ruso Putin-Medveded. En este caso
mediante el binomio Rafael Correa-Lenin Moreno. Y de Cuba, qué podría
decirse… La antítesis martiana que contemplaba la patria como ara y no
como pedestal.

Semejante adhesión del núcleo central del ALBA a uno de los rasgos que
definen a las sociedades totalitarias sería la causa de que otros
gobernantes de izquierda en la región —claro, de una izquierda moderada—
hayan declinado pertenecer a ese mecanismo. También motivó que Honduras
decidiera salir del ALBA en 2009 cuando fue sacado del poder el
prochavista Manuel Zelaya.

La XIV Cumbre del ALBA que acaba de concluir en Caracas no hizo más que
confirmar la tendencia que va alejando a esa agrupación de la verdadera
democracia. Dos fragmentos de la Declaración Final de ese evento, leída
por Delcy Rodríguez, canciller de Venezuela, bastarían para apoyar
nuestro planteamiento.

Uno de ellos se refiere a que “los partidos de derecha utilizan los
poderes legislativo, judicial y mediático como plataformas de
conspiración”. Es decir, guerra a muerte contra los mecanismos que
garantizan la saludable separación de poderes en cualquier sociedad.
Unos mecanismos que, muy a pesar de los señores del ALBA —especialmente
en los casos de Venezuela, Ecuador y Bolivia—, les han impedido hasta el
momento apoderarse por completo de sus naciones.

Por otra parte, se expresa que “incrementamos los esfuerzos para
fortalecer una buena gestión en la administración de los bienes públicos
y colectivos. El control social de los mismos debe asumirse como una
prioridad en los países miembros del ALBA-TCP”. Todo bien claro: el
ALBA aconseja a sus miembros afianzar la estatización sobre buena parte
de los bienes y servicios en sus respectivos países. Una manera de
restar espacio a sus opositores.

Uno de los acuerdos emanados de esta XIV Cumbre fue respaldar y apoyar
la convocatoria lanzada por Bolivia para celebrar en el próximo mes de
junio la Conferencia Mundial de los Pueblos por un Mundo sin Muros hacia
la ciudadanía universal.

Sería conveniente que los organizadores de dicha Conferencia fuesen
consecuentes con el espíritu de ese cónclave, y convencieran a Raúl
Castro de que no implementara más Muros ideológicos alrededor de la isla
para impedir la entrada de todos aquellos que critiquen o se opongan a
su gobierno.

Source: Ni un muro más alrededor de Cuba CubanetCubanet –
www.cubanet.org/destacados/no-mas-muros-alrededor-de-cuba/

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *